Platicando de refacciones llegando a los peores autos jamás creados

No tiene tantos días que tuve que salir a la calle para poder encontrar una tienda de refacciones que me pudiera vender algunas autopartes que necesitaba para poder arreglar mi carro, mismo que sufrió una descompostura que yo achaco al mal, que digo mal, pésimo estado en el que se encuentran nuestras calles en la capital del país. Mientras estaba buscando un pequeño negocio en donde pudiera comprar las partes que necesitaba, encontré una gran expo que se trataba justamente de autos, lo tomé como una señal ya que to estaba buscando algunas cosas para mi propio auto y decidí bajarme para ver con qué me podía encontrar en esta exposición.

La exposición era de autos viejos en donde podía encontrar de todo tipo, desde los clásicos, hasta los deportivos de varias décadas atrás, algo que me pareció muy interesante para ser sincero, ya que todos estos autos tenían un estado impecable. Lo que más me sorprendió de todo esto es la cantidad de dinero invertido y el tiempo invertido por cada persona que era dueña de estos autos para poder mantener todos los vehículos en tan perfecto estado, más que nada porque ellos en realidad no conducen los autos, solamente lo hacen para poder mostrarlos a otras personas, algo que sin duda yo nunca haría. Personalmente, algo que me dejó verdaderamente atónito es el empeño que estas personas ponen en sus autos, ya que las piezas que utilizan para sus vehículos son originales, lo que les lleva mucho tiempo de conseguir por lo mismo de la edad que tienen todos estos autos. Durante mi recorrido, pude ver varios autos muy bellos, pero también encontré algunos que estaban medio feos, y sinceramente no entendí el por qué la gente se molesta en restaurarlos y mantenerlos en buen estado. Cuando llegué a casa, me puse a ver cuáles eran los autos más feos que se hayan creado, y encontré lo siguiente:

El auto Mercury Zephyr es uno de los coches más feos que jamás se hayan creado en toda la historia de la industria automotriz según la información que pude encontrar, y yo me atrevo a confirmarlo pues en las fotos sí se ve como un auto feo. La palabra Zepgyr la sacaron de un dios griego según pude saber, dios cuyo nombre era Zephyrus que tenía la característica principal de traer consigo una refrescante brisa. Parecía que esa era la característica que querían copiar para su auto, pero nada salió como lo tenían planeado, ya que daba la impresión de que este auto hacía todo lo contrario, que era marchitar todas las flores en cualquier lado que pisaba. Al intentar recopilar un poco más de información al respecto, pude encontrar las declaraciones de una persona que es ampliamente conocida en Estados Unidos por ser el dueño de uno de los mercados de autos más famosos en aquel país. Esta persona habló sobre el Mercury Zephyr, indicando que este auto era justamente el ejemplo perfecto sobre lo que había sido toda la década de los 70s en cuestión a la industria automotriz.

Otro modelo que también es una verdadera vergüenza para la industria automotriz es el Edsel Corsair, creado por la Ford en 1958. Según lo que pude averiguar, fue una verdadera sorpresa que este auto estuviera tan feo, ya que para su diseño y construcción prácticamente no tuvieron limitante alguna en lo que a presupuesto se refiere. Cabe destacar que este auto se llama de esta manera debido a que fue una especie de homenaje hacia el hijo de Henry Ford, fundador de la empresa, y esta era una de las razones por las cuales el presupuesto en realidad no tenía un tope. Como cereza en el helado, este modelo era de los más lujosos que estaban siendo construidos en ese tiempo, pero ni así lograron que ese auto generara dinero, y por esta sencilla razón es que fuera descontinuado después de unos tres años.

La minivan Pontiac Trans Sport, que salió a la venta a inicios de la década de los noventas, es un modelo que aún puede ser visto hoy en día en México. En un inicio, cuando el concepto de la minivan salió al mercado fue bien recibido, y por esta razón es que su producción fue aceptada y muy apoyada, pues parecía que iba a ser algo realmente prometedor económicamente hablando. Desafortunadamente, la verdad fue otra, pues esta minivan en realidad estaba muy muy fea y el público fue el que así lo decidió, pues muy poca gente compraba estos autos, por lo que la empresa decidió descontinuar su producción. Cabe destacar que este auto en verdad fue conocido por toda la gente, pero no por el auto en realidad, sino porque parecía una aspiradora de mano que estaba muy de moda en aquellos tiempos.

Creo que ya no les terminé de contar, pero sí pude solucionar mi problema con las autopartes, y lo hice de una forma más sencilla que buscando por las calles, entré al sitio de Sección Amarilla y ahí fue donde logré encontrar lo que buscaba, no duden en hacerlo si en algún momento se encuentran en el mismo problema que yo.