¿Es malo usar los préstamos personales?

Desafortunadamente, es un hecho que la gente en México no cuenta con una muy buena educación financiera, más que nada porque no es algo normal que la gente mencione el tema en ningún momento, y es por esto que los préstamos personales son siempre tomados a la ligera. Es normal que, de repente, alguien quiera comprar algo para lo que no tiene el dinero en ese momento, y en ese momento es cuando la mayoría de la gente nos ponemos a pensar en las alternativas que tenemos para poder hacernos de ese algo que tanto deseamos, y, como por arte de magia, llega a nuestra mente la idea de solicitar un crédito. Por lo general, el crédito es el instrumento financiero de preferencia, más que nada porque nos permite obtener en el momento lo que necesitamos, sin tener que hacer ningún pago, al menos en la mayoría de las veces, pues es algo que pagaremos en algún futuro. Desafortunadamente, esto hace que muchas personas pierdan la noción de lo que llevan gastado y caen en el peligroso sobreendeudamiento.

Desafortunadamente, estos préstamos personales suelen ser muy mal empleados por la mayoría de la gente, y es que, en realidad, no es que sean tentaciones para la gente ni nada parecido, es sólo que es una forma bastante útil de que puedas adquirir algo para lo que no tienes el efectivo en ese momento, pero que sí tienes capacidad de pagar en un futuro, por lo que el secreto es no utilizar este herramienta de más, pues entonces ya no habrá posibilidad de cumplir con todos los pagos. Algo en lo que te debes de fijar muy detenidamente es en la tasa de interés que te van a dar al momento de solicitar el préstamo. Conocer esto es de vital importancia, aunque no lo creas, porque es justamente esta tasa lo que va a determinar el costo que tendrá para ti que puedas tener acceso a este préstamo. Como es de esperarse, mientras mayor sea la tasa, mayor va a ser la cantidad que tendrás que pagar por solicitar el préstamo. Hay que tener algo muy claro, tener un crédito, o mejor dicho, utilizarlo, viene siendo exactamente lo mismo que pedir dinero prestado para poder comprar algo, lo que sea, pero debes de tener en mente que debes de pagar cierto interés por hacerlo. Ahora, en lo que respecta a las deudas, es importante que tengamos claro que es algo negativo para tu salud financiera, puesto que las deudas van a hacer que el valor de tu patrimonio se venga abajo. Si te interesa saber cuál es el valor de tu patrimonio, es importante que sigas el siguiente proceso. En primer lugar, debes de saber cuál es el valor de todo lo que tienes, es decir, de todo el dinero del que dispones en efectivo, de todo el dinero que tienes ahorrado, de todo el dinero que tienes invertido y de todos los objetos que poseas, inmuebles y muebles. A esta cantidad, ahora, debes de disminuirle todos tus pasivos, es decir, todas las deudas que tú tengas sin importar de la institución financiera con la que las tengas, por esto es que decimos que, a mayor el monto de tus deudas, menor es el monto de tu patrimonio.

Esta es la principal razón por la que la gente debe de corregir los hábitos a los que está acostumbrada a la hora de gastar, pues es cierto que utilizar un crédito puede ser algo sumamente atractivo, pero también se puede convertir en una piedra en el zapato en caso de que no se utilice como debe de ser.

Si estás interesado en recibir un poco más de información sobre hábitos saludables para controlar tus finanzas, te recomiendo visitar el sitio de Prestadero, pues de ahí sacarás muchas ideas muy útiles.